¡Buenos días! Hoy empiezo la semana con una receta china de comida callejera: Jian Bing o crepes chinos, que generalmente toman para desayunar.

Descubrí esta receta gracias a la empanadillería “Los 3 cerditos”, que por cierto, si sois de Madrid y no habéis estado nunca en este chino, no sé a qué estáis esperando. Está por la zona de Delicias y lo hacen todo casero, una pasada. Nosotros solemos pedir las gyozas a la plancha de verduras y un crepe chino vegetal, es decir, un Jian Bing.

Siempre me había llamado la atención este plato por lo riquísimo que está. Es sencillo, colorido y está lleno de sabores y matices.

No es complicado de elaborar pero tiene sus cositas, por eso, decidí lanzarme al mundo REELS con esta receta: aquí os dejo el enlace al vídeo para que podáis echarle un ojo al paso a paso. El mundo del vídeo para mí es complicado porque estoy acostumbrada a hacerlos a nivel profesional pero estoy trabajando en no exigirme tanto y disfrutar más, así que, aunque todavía tengo mucho camino por recorrer y mucho que mejorar, estoy orgullosa de haberme atrevido, ¡por fin! a subir una video-receta. Espero que os guste.

Suena Hate To Say I Told You So de The Hives, ¿cocinamos?

PreparaciónSarténDificultad
15 min15 minBaja

2 personas: 4 crepes

INGREDIENTES

Para la masa

  • 80 gr de harina de trigo
  • 40 gr de harina integral de trigo
  • 300 ml de agua tibia

Para el relleno

  • 2 zanahorias ralladas 
  • 1/2 cebolla morada 
  • Cilantro al gusto
  • Semillas de sésamo tostado 
  • Semillas de sésamo negro 
  • 1 huevo / por crepe 
  • 1 cebolleta china, si no tenéis podéis usar ajetes. 
  • Salsa tonkatsu 
  • Siracha 
  • Crackers crujientes de Wantoón

PREPARACIÓN

  1. Empezamos preparando todos los ingredientes para el relleno:
    1. Cortar las zanahorias en tiras y la cebolla en juliana.
    2. Saltear estas verduras con aceite, 7 especias japonesas, jengibre en polvo, sal y una pizca de shichimi togarashi (aquí podéis usar las verduras y especias que queráis)
    3. Cortar el cilantro
    4. Cortar la cebolleta china
    5. Coger dos láminas de masa de wantóon, unirlas con agua, presionarlas con un rodillo y pintarlas con aceite de oliva. Hacer dos cortes centrales y luego las metemos durante 2/3 minutos en la freidora de aire. Si no tenéis freidora de aire podéis freírlas en abundante aceite. Pero ¡OJO! con la temperatura del aceite. Deberían tardar unos 5 segundos en hacerse.
  2. En un bol mezclamos los ingredientes de la masa hasta que queden bien integrados.
  3. A fuego medio ponemos una sartén mediana y echamos un poquito de masa. Cuanto más fino sea el crepe mejor.
  4. Cuando veamos que ya a empezado a hacerse, añadimos el huevo y con una cuchara lo extendemos por encima del crepé.
  5. Añadimos las semillas de sésamo y la cebolleta y dejamos que sea integre durante un minutito.
  6. Ahora llega el momento de darle la vuelta al crepe, puedes ayudarte de un plato para que no haya ningún percance.
  7. Una vez tengamos el crepe dado la vuelta, esperamos un par de minutos a que termine de hacerse bien y apagamos el fuego.
  8. Añadimos las salsas y nuestro relleno de cebolla y zanahoria, un poquito de cilantro y nuestros crackers crujientes de wantoón, usando sólo una de las mitades.
  9. Doblamos la mitad.
  10. Volvemos a doblar por la mitad formando un triángulo y ¡voilá!

Como veis es una receta sencilla y os aseguro que está deliciosa. Nosotros solemos tomar los Jian Bing para cenar pero si eres de los que se levanta con hambre, puede ser un desayuno o un almuerzo muy completo.

Espero que os haya gustado y nos vemos en la próxima receta 😉

YOU MIGHT ALSO LIKE

LEAVE A COMMENT