Setas al poder

Hoy os traigo una receta clásica pero con alguna que otra modificación. Esta receta de quiche de setas y espinacas está deliciosa, además de ser fácil y rápida.

No solía ser muy fan de la quiche porque me sabía mucho a nata y perdía el sabor de los otros ingredientes, así que, he decidido hacer una versión con un relleno muy contundente para que así los ingredientes tomen más protagonismo y la nata cumpla la función de amalgamar pero sin ganar tanto protagonismo.

Sé que no es temporada de setas pero tenía una antojo brutal, así que al hacer mi pedido a Naturaca Veggies no pude evitar incluir un mix de setas en el listado. Además, muchas de las recetas japonesas que estoy explorando las incluyen entre sus ingredientes. No obstante, en otoño le daremos caña a tope a este ingrediente.

¡Buah! No sabéis las ganas que tenía de cocinar y sentarme a escribir recetas para compartirlas con vosotros. Sentada delante del ordenador, recién duchada y como todavía es pronto, corre algo de brisa… vamos que… ¡estoy en la gloria!

Suena Chicago de Sufjan Steven, ¿empezamos?

INGREDIENTES

  • 1 masa brisa o masa quebrada redonda
  • 420 gr de setas: boletus, champiñones, portobello y sitake.
  • Una pizca de:
    • nuez moscada
    • canela
    • pimienta negra
    • sal de trufa
  • 3 lonchas de bacon extra cortado en cuadraditos (opcional)
  • 1 cebolla morada pequeña
  • 4 puñados grandes de espinacas
  • 30 gr de queso pasiego
  • 200 ml de nata ligera
  • 1 huevo M/L
  • 50 gr de queso rayado, yo he usado Pepe Botella (Quesería Cultivo)

PREPARACIÓN

Preparación Cocción Dificultad
20 min 25 min aprox. Baja
  1. Cortamos la cebolla en brunoise. En una sartén añadimos dos cucharadas de aceite de oliva. Añadimos la cebolla, todas las especias y la sal, removemos y dejamos que se dore a fuego medio.
  2. Cuando la cebolla esté doradita añadimos las setas, cortadas en taquitos pequeños y removemos.
  3. Una vez hayan empezado a hacerse las setas, perdiendo el agua y reduciendo su tamaño, añadimos las espinacas y removemos.
  4. Añadimos el queso, dejamos que se deshaga y se integre bien con nuestro relleno.
  5. Si queremos añadir el bacon, éste es el momento. 
  6. Removemos para que todo se vaya haciendo de forma uniforme. Reservamos.
  7. En un molde redondo colocamos la masa quebrada dándole la forma del molde. La pinchamos con un tenedor y la metemos en el horno durante 10 minutos a 180º.
  8. En un bol echamos la nata, el huevo batido, un chorrito de aceite de oliva y mezclamos bien.
  9. Juntamos el relleno con la nata y el huevo. Removemos bien y lo ponemos dentro de la masa que ya estará precocida para que no nos quede cruda.
  10. Metemos nuestra quiche de setas y espinacas al horno durante 15/20 min aprox. a 180º. Aquí dependerá de vuestro horno pero tiene que estar la nata cuajada y la masa dorada.
  11. Cuando le falten unos 5 minutos, abrimos el horno, espolvoreamos el queso rayado y dejamos que se gratine durante unos minutos.
  12. Dejamos enfriar.

Y el mejor paso de todos… ¡ a comer!

Podemos adornar con unas hojas de albahaca fresca y romero. Le dará un toque muy aromático y herbáceo.

Espero que os haya gustado y ¡nos vemos en la próxima receta!

YOU MIGHT ALSO LIKE

LEAVE A COMMENT