Antes de daros la receta de esta deliciosa sopa asiática con tofu milhojas me apetece escribir y hablaros un poco sobre mí. 

No sabéis lo mucho que he echado de menos cocinar y subir recetas al blog. Ha habido semanas que entre el trabajo y la reforma de la cocina, que ha durado siglos, pensaba que nunca llegaría este momento. Quizá por eso, hoy, me estoy extendiendo más de la cuenta. 

Cocinar, y sobre todo, cocinar para mis amigos y mi familia me hace feliz y me ayuda a disfrutar de la comida, que aunque os suene raro, hay días en los que me cuesta.

Cuidar de otros hace que quiera cuidar más de mi misma. Y escribir este blog, aunque no tenga el éxito que me hubiera gustado (no os voy a engañar, me hubiera encantado «petarlo») ha acabado siendo una parte muy importante en mi crecimiento personal. 

Así que, me doy las gracias por seguir aquí y por dedicar  este tiempo y este esfuerzo a subir recetas y os doy las gracias a quienes disfrutáis en directo de estas recetas y me decís que os flipa cómo cocino. También doy las gracias a los que probáis a cocinar mis recetas en casa y a los que me leéis y me acompañáis al otro lado de la pantalla. 

En fin, tras esta sincera y extraña introducción os voy a dejar la receta de esta súper sopa asiática con tofu milhojas. He llamado a esta sopa, asiática porque tiene toque tailandeses, vietnamitas, chinos… el resultado es una sopa sabrosa pero muy equilibrada con el punto perfecto de dulce, picante, amargo y salado. 

Suena Devil Eyes de Hippie Sabotage y ya tengo el mandil puesto, ¿empezamos?

Preparación totalCocción /HornoDificultad
1h y 15 min aprox. 20-25 min/ 20 minBaja

2 o 3 personas

INGREDIENTES

  • 2 pak choi 
  • 1 puñado de espinacas (yo he usado como unos 200 gr de espinacas frescas) 
  • 100 gr de setas enoki
  • 50 gr de setas brown beech
  • 2 cebolletas tailandesas o chinas (son más dulces que las españolas)
  • 5 cm de jengibre fresco
  • 1/2 limón
  • 300 ml de caldo de verduras
  • Un chorlito de aceite de sésamo
  • Una pizca de sal, yo he usado sal picante de Ibiza 
  • 50 ml de salsa de soja
  • 20 ml de salsa oscura de soja
  • 50 ml de mirin 
  • 100 ml de vino chino de canela (podéis sustituirlo por Pedro Ximénez)
  • 20 ml de salsa de ostras (opcional)
  • 1 cucharadita de pasta de soja coreana picante
  • 1/2 cucharadita de azúcar de coco 
  • 200 gr de fideos de arroz 
  • 100 gr de tofu milhojas 
  • 20 gr de harina de arroz
  • 20 gr de panko o pan rallado con ajo en polvo 

PREPARACIÓN

Vamos a empezar con la salsa que será el fondo de nuestro plato y aportará todos los matices necesarios para hacer, de ésta, una receta que nos haga viajar.

Para el caldo, las verduras y  los fideos:

  1. En un bol mezclamos: la salsa de soja, la salsa oscura de soja, el mirin, el vino chino, la pasta de soja picante coreana, la salsa de ostras y el toque de aceite de sésamo. Tiene que quedaros una salsa uniforme.
  2. Removed bien hasta que la pasta de soja se haya disuelto bien con el resto de los ingredientes.
  3. Reservamos.
  4. Cortamos la cebolleta súper finita, pelamos el jengibre y en una sartén con un chorrito de aceite y sal salteamos. Reservamos.
  5. Cocemos durante 8-10 minutos los fideos de arroz en abundante agua o si los ponéis a remojo durante toda la noche luego sólo es hervirlos durante 1 minutos aproximadamente. 
  6. Lavamos bien las verduras. Blanqueamos durante 1 minuto el pan Choi y las espinacas.
  7. Cortamos un poquito del tallo de las setas las lavamos bien.
  8. Ahora en la misma sartén que hemos usado para saltear la cebolleta y el jengibre vamos añadiendo todos los ingredientes.
  9. Salteamos el pak choi, las espinacas, las setas, el jengibre y las setas durante 3 o 4 minutos a fuego medio.
  10. Añadimos la salsa que tenemos reservada y los 300 ml de caldo de verduras. Dejamos que hierva durante unos minutos y luego bajamos el fuego. Echamos el zumo del 1/2 limón. Añadimos los fideos. Removemos y dejamos que todo se impregne bien de la salsa que hemos hecho y que el caldo de verduras reduzca un poquito. 

Pasados aproximadamente 15/20 minutos a fuego medio, nuestra sopa estará lista. 

Para el tofu milhojas:

  1. Precalentamos el horno a 200ºC
  2. En bol ponemos la harina de arroz, el panko y la sal picante de ibiza (podéis usar cualquier tipo de sal y si queréis añadir picante podéis usar una pizca de cayena en polvo) .
  3. Cortamos en dados el tofu milhojas y lo rebozamos en esta mezcla de harina, panko y sal. 
  4. Metemos al horno durante 20 minutos en una bandeja con un chorrito de aceite. Veréis que se hincha y queda un tofu súper esponjo y crujiente al mismo tiempo. 

Yo he cocinado el tofu milhojas en la freidora de aire sin aceite de la marca Create a 200º en el modo «patatas fritas» pero si no tenéis freidora de aire  podéis usar el horno, como os he puesto anteriormente. 

Para emplatar:

  1. Servir la sopa en unos boles y adornar el plato con la parte más verde de la cebolleta.
  2. Añadimos unos trocitos de tofu milhojas. Yo el resto los he puesto en un bol aparte para irlos cogiendo un mojando en el caldito pero esto es a gusto del consumidor 😉

Mis recetas suelen tener muchísimos ingredientes. Además sé que muchos de estos ingredientes son «raros» o no estáis familiarizados con ellos, por eso, en “mi despensa” podréis encontrar todo lo que necesitáis.

De todas formas, si en los comentarios me ponéis qué ingrediente os falta o ideas para sustituirlo, siempre estoy dispuesta a dar opciones para que sea mis recetas os sean más fáciles. 

¡Qué bien estar por aquí otra vez! ¡Nos vemos pronto! 

YOU MIGHT ALSO LIKE

LEAVE A COMMENT